Publicaciones

A la vanguardia en la Casa Estudio

En su hoja de vida son muchos los logros como modelo, presentadora de televisión, directora y conductora de radio. No contenta con eso, ahora planea ampliar el espectro que le ofreció una marca de ropa como asesora de moda. Y también quiere sorprendernos con Protagonistas de Nuestra Tele.

En un formato como Protagonistas de Nuestra Tele hay varios condimentos secretos que impiden saber muy bien qué tipo de ‘plato’ se va a encontrar uno al sentarse a la mesa. Porque no es  mito que la información disponible sobre cada nuevo capítulo tiene un carácter tan hermético, que ni la propia Andrea, en el momento de darnos esta entrevista, sabía muy bien a qué se va a enfrentar cuando llegue a la Casa Estudio.

Pero ella es reconocida en el medio por no conformarse con ir solamente a hacer lo que le corresponde, y dado que siente que el reto mayor lo superó en la primera temporada, espera poder ejecutar ciertas ideas con las que quisiera sorprender a los televidentes en esta nueva etapa del formato.

Y para hablar de ello, es necesario tocar dos temas aparentemente diferentes. A principios de 2013, Studio F le hizo una propuesta a la que respondió “sí” muy tímidamente. La idea es que este año, Andrea tome las riendas de las asesorías de imagen que la marca está brindando alrededor del país con cada cambio de temporada.

Al principio esa tarea no le parecía muy fácil, pues la encargada de ejecutarla el año pasado fue Pilar Castaño, una de las autoridades en moda más importantes de Colombia. Sin embargo decidió medírsele, no sin antes prepararse lo suficiente para estar segura de su buena labor.

Andrea ya ha hecho dos giras nacionales y está tan contenta por los resultados, que decidió, a través de sus redes sociales, seguir dando información sobre el tema, pues lo que considera importante es “aterrizar” las tendencias en un concepto que la mujer real pueda llevar más allá de las puertas de su clóset.

“Me he dado cuenta de la gratitud de las mujeres al recibir este tipo de información. A veces, incluso a través de las redes, pongo el ejemplo de lo que llevo puesto, cómo se puede combinar y cómo serían las diferentes opciones;  adicional a eso, estamos haciéndole unos cambios a mi página web,  y dentro de ellos, este tema estará presente para explorar mucho más y tener otro espacio para ello”.

Pero usted se preguntará: ¿en qué se relaciona todo esto si estamos hablando del reality? Pues bien, una de las propuestas que está planteando Andrea para la nueva temporada tiene que ver precisamente con moda. Ella espera, en sus intervenciones, usar prendas hechas por diseñadores colombianos, que puedan marcar una tendencia. “Claro que quienes aprueban todos los cambios son los dueños del formato”, aclara.

También le encantaría aprovechar mucho más los espacios con los participantes. Precisamente este tema fue lo que le hizo interesante ser la presentadora del reality, porque en los otros formatos su papel se complementaba siendo amiga, cómplice y hasta consejera. Aquí, por el contrario, debe ser más distante y fría, y por eso le parecería un hit aprovechar más la posibilidad que solo tiene ella de hablar con los concursantes.

“Quiero proponerle a la producción aprovechar un poco más esa relación con ellos, pues es el único vínculo que tienen con la ‘realidad’; los profesores van, les dictan clases y ya… ¡no les pueden dar ni la hora! Por el momento estamos en reuniones, porque mientras se hacen las convocatorias nosotros vamos adelantando set, vestuario, algunos pregrabados y otros detalles”.

Sobre la polémica que genera cada nueva edición del formato, Andrea tiene sus propias opiniones. Para ella está claro que no se trata solo de talento, pues si fuera así, los participantes se reunirían a recibir sus clases, presentarían las pruebas y pare de contar. Pero la razón real por la que existe una Casa Estudio es porque el reto del programa consiste en la convivencia.

“Sé que es un programa complejo, que despierta todo tipo de sentimientos encontrados, pero yo lo veo tan claro como esto: allí hay talento, pero el gran reto es la convivencia. Muchas personas me preguntan: ‘¿Por qué les dan tanta importancia a los conflictos si se trata de un reality de talento?’. Mi respuesta es: ‘No, no es solo de eso’. Y recordemos que se trata de una franquicia que se da de esa manera en Colombia y en cualquier otro  país donde se haga”.

Ah, los rumores…

Mucho se había dicho acerca de que Andrea se iría del país y que ese sería uno de los motivos  por los que habría terminado A la hora del tÈ, su programa de radio. ¿Qué tan cierto es todo esto?, ¿cambió de decisión por Protagonistas de Nuestra Tele?

 ¿Es cierto que contempló la idea de viajar a Los Ángeles porque la habían llamado para hacer la versión hispana del Factor X para Mundo Fox?

No. Lo que se dijo sobre Factor X es un ‘salpicón’ que se armó de algunas buenas intenciones y comentarios de personas que intervienen en ese formato. Me explico: la primera versión latina del formato se hizo en Colombia, y al ser esta la primera versión hispana para Estados Unidos, algunos me comentaron que dentro de la baraja de opciones estaba mi nombre. Pero al final, me dieron a entender que al coincidir con Protagonistas, que es producto directo de RCN, era complicado sacrificar algo de ese formato, porque finalmente yo soy talento RCN. Así que… unas por otras.

 ¿Le hubiera gustado hacerlo?

¡Claro! Me parece una experiencia increíble, pero por algo pasan las cosas. Es bien especial, porque cuando se han presentado cosas interesantes, que darían difusión para más países en América Latina –que es lo que me gustaría hacer en algún momento dado–, los tiempos no cuadran. ¡Entonces no sé cuál es el mensaje que la vida me está mandando! (risas).

Fuente: Revista Nueva



Facebook

Twitter

Instagram